CULTURA

Poesía, vino e historia se dieron cita en la XLV Cata del Vino Nuevo y Anochecer Poético de El Trascacho

El Grupo Artístico y Literario “El Trascacho” de Valdepeñas celebró ayer sábado 30 de noviembre, día de San Andrés, su cuadragésimo quinta edición del Vino Nuevo y Anochecer Poético, un concurso de poesía que cada año congrega a cientos de personas y en el que en esta edición ha contado con la participación de 172 poetas de toda España, que han presentado 182 poemas.

EL TRASCACHO 2013 LXV 099 (Copiar)

La antigua bodega “Los Llanos” fue el marco en el que artistas, poetas y amantes de la poesía, se dieron cita para presenciar un evento que tras cuarenta y cinco ediciones se consolida como uno de los más importantes de la poesía a nivel nacional.

La bodega a media luz para recibir con música de fondo el movimiento de danza pausado de Francisco Ramón Moya, escenificando la poesía y el vino. Después los presentadores, Julián Gómez y Julia Cejudo, ataviados con trajes típicos manchegos dan comienzo a un acto donde se exalta el vino y la poesía, donde año tras año se convoca a los poetas para dar voz a sus versos en la noche de San Andrés, “donde el mosto, vino nuevo es” y probar el primer vino, símbolo de la cultura de Valdepeñas.

Así, el Trascacho dio a probar el vino nuevo a los asistentes acompañado de versos surgidos del alma de los poetas ganadores del concurso. El vino y su historia en Valdepeñas fueron previamente ensalzados por la sabiduría y el conocimiento histórico de Carlos Chaparro, un historiador joven que en su discurso supo conjugar: historia, arte, literatura y vino, realizando un recorrido por la historia de Valdepeñas, desde el descubrimiento del vino como fuente de riqueza, el Modernismo, la opulencia, recordando en el trayecto a personajes tan históricos como Eusebio Vasco, Antonio Mª Vasco, Sebastián Bermejo y tantos otros, que conformaron de algún modo la historia de Valdepeñas y el vino, realizando así un exhaustivo retrato de su sociedad y su cultura.

Tras la entrega de los premios se rindió homenaje al desaparecido Antonio Sánchez Ruíz, vicepresidente de la Fundación Gregorio Prieto y al fundador de “El trascacho”, Andrés Cejudo. Los premios fueron entregados por Echedey Hernández Arteaga, Director de Marketing de la D.O. Valdepeñas, Juan García Espinosa de los Monteros, miembro del Jurado, Ainhoa Méndez, presidenta de la asociación Jóvenes Amigos del Vino de Valdepeñas, Antonio León, miembro del Jurado y la actriz Cristina Marsillach, hija del desaparecido actor, Adolfo Marsillach.

El jurado designado para la ocasión ha estado compuesto por Antonio León García, Juan García Espinosa de los Monteros y Juan José Guardia Polaino y Lourdes Pérez Hurtado, como secretaria.

Premiados

Símbolo Cencibel. Teresa Sánchez Laguna, de Valdepeñas, con el poema “Regálame tu asombro, Valdepeñas”, bajo el lema Lugana.

El símbolo Vino Nuevo. Alfredo Jesús Sánchez Rodríguez, de Ciudad Real, por su poema 'Aprendo de ti', presentado bajo el lema Deuda: el coraje sin alardes.

El símbolo Chilanco.  Julia Flores Arenas, de Villarrobledo (Albacete) por el poema presentado bajo el título y lema 'Tiempo desmedido de amapolas'.

El símbolo Pámpanas Amarillas. Juan José Alcolea Jiménez, de Alcorcón (Madrid) y su poema 'La dificultad y su contrapunto' y plica Conspiración de la duda.

El símbolo Jaraíz. Presentación Pérez González, de Ciudad Real, por el poema 'Tatuada de sed y niebla' presentado bajo el lema Anastasia Neve.