CULTURA

Noelia Miras: “Llegar a brillar es difícil, es una carrera de fondo porque la formación no es óbice para la popularidad. Nunca se sabe porqué unas veces cuentan con unos talentos y otras no”

Noelia Miras es cantante, bailarina y actriz, nació en Sevilla y ha sido protagonista en musicales como “Alicia en el País de las Maravillas”, o “El otro lado de la cama” junto a polifacéticos artistas como Alex Casademunt, Mónica Aragón y José Manuel Pardo en el teatro Fígaro de Madrid. También ha participado en capítulos de series como “Águila Roja” o “La que se avecina” y en recreaciones para “Cuarto Milenio”. Nosotros la hemos conocido en Valdepeñas, donde tiene amigos y vino a conocer las Fiestas del Vino. En advaldepeñas, la hemos entrevistado.

FB_IMG_1431184334303 (Copiar)

Cantas, bailas, interpretas, eres lo que se llama una artista polifacética

Mi madre dice que aprendí a cantar antes que hablar, pero finalmente aprendí a hablar. Me licencié en Historia del Arte, lo que me ha dado una visión estética y cultural de la vida que ha hecho que hoy tenga este recorrido artístico. Aunque mi pasión es cantar y bailar. Me formé en danza, he cantado en orquestas, me recorrí todos los pueblos de Andalucía cantando y bailando, algo que fue un buen entrenamiento para luego los musicales.

¿Dónde te iniciaste?

En las orquestas y luego pasé a formar parte del cuerpo de baile de Canal Sur TV, donde conocí a muchos artistas, entre ellos a Melody con la que acabé haciendo coreografía y coros por toda Latinoamérica con “El baile del gorila”. Fue un trabajo muy intenso, de grupo, aprendí mucho, sobre todo lo que es el valor del trabajo, la disciplina y los ensayos.

Después abrieron en Sevilla una Escuela de Artes Escénicas, donde daban canto, danza e interpretación y me puse a estudiar. Nunca había hecho teatro y aquí fue donde me inicié como actriz. Me fui tres meses a Nueva York donde di clases de voz para musicales, fue una experiencia muy importante porque te da otra visión del arte en otros países.

Hice un musical de “Don Juan Tenorio”, que fue muy peculiar. Con el veneno del musical en la sangre me fui para Madrid, con la maleta llena de sueños, fue muy duro porque ahí es donde te das cuenta de la realidad, te presentas a casting y te encuentras con tus primeros “no”, y eso es muy duro.

¿Pero no dejas de intentarlo?

Soy muy perseverante, no puedo quedarme quieta. También canté en bares y di clases de aerobic en gimnasios, lo que me ayudó a sobrevivir en las temporadas en las que no había trabajo artístico. Hice zarzuela y ópera, porque un alumno mío que me oyó cantar tenía una profesora de canto y le habló de mí, esa mujer me inició en la Zarzuela donde hice distintos roles en la Antología de la Zarzuela. También algo de Ópera que me llevó en 2010 a cantar al lado de Placido Domingo, a nivel de coro y también particular. Todo ello fue muy anecdótico porque la lírica nunca la había tocado.

noelia miras placido domingo (Copiar)

¿Y cómo acabas en musicales?

Tras todas estas experiencias acabé en una compañía de teatro familiar donde protagonicé todos los cuentos clásicos: La bella durmiente, La cenicienta, Alicia en el país de las maravillas. El público infantil es otro mundo, es el más difícil. Fueron cuatro años muy buenos.

Después hice “El otro lado de la cama” con Mónica Aragón, Alex Casademunt y José Manuel Pardo, que fue todo un éxito. Ahora tengo un proyecto con un pianista, estamos haciendo improvisaciones musicales, un trabajo muy bonito.

cartel (Copiar)

¿Con qué te quedas de todo lo que sabes hacer y cual sería tu sueño?

Si tuviera que elegir entre las tres disciplinas, cantar es lo mío. Pero por pensar en grande, mi sueño sería trabajar en musicales de Broadway. Me gusta cantar y me siento bien, es muy terapéutico, para mí y para quién escucha.

Tienes mucha formación ¿Llegar es difícil?, porque con toda la experiencia que tienes aún no estás consolidada.

Es muy difícil, es una carrera de fondo porque la formación no es óbice para la popularidad. Al final los canales que te llevan a la popularidad nunca se saben cuáles son. La vía más rápida es la televisión porque te lleva a millones de personas, más que el teatro. En este mundo nunca se sabe porqué unas veces cuentan con unos talentos y otras no.

Cuando haces una audición sueles llevártelo todo al terreno personal y eso es un sufrimiento, incluso hay quien lo deja porque piensa que no vale nada. Yo he aprendido a desprenderme del resultado y a seguir viviendo, al final hay muchas razones por las que unos están y otros no.

¿Crees que algún día te llegará el papel perfecto?

Mira yo he aprendido a confiar en el trabajo, la perseverancia, que es lo que al final te va llevando más a conocer a las personas adecuadas que te llevarán a los eventos adecuados y que tu propia experiencia hará que tu madurez sea mayor y al final llegará el papel perfecto para ti que te llevará a brillar. Si no pasa, pues yo tengo la suerte de trabajar en mi pasión que es la música. Hago lo que me gusta, me muevo a golpes de corazón.

¿Qué supuso para ti interpretar el musical “Al otro lado de la cama”?

Me encantó, cuando me dieron el papel protagonista de una de las dos parejas fue todo un orgullo, además la película había tenido mucho éxito, era muy divertida y tenía la responsabilidad de dar la talla en el musical. Tuve mi canción como solista y luego el resto con mis compañeros. Estuvimos un año en el teatro Quevedo y luego haciendo giras con unas 200 funciones en total, así hasta el mes de junio de este año.

¿Te gustaría grabar algún disco?

Si claro y componer mis propios temas también, pero ahora tengo el proyecto con el pianista que te he comentado y me hace mucha ilusión.

También estoy haciendo mi propia web en la que quiero que la gente me conozca y poner en ella incluso mis experiencias con todo lo que he superado, además de hacer talleres de voz, de movimiento, de expresión corporal, comunicación no verbal, entre otros. En definitiva, ayudar a la gente en su vida diaria, donde trabajaremos la escucha, la empatía, la conciencia, los silencios, pero tanto para gente de la calle como para empresarios o personas que quieran tener un mejor discurso interno o externo. Que la gente aprenda a conocerse a sí misma, como a mí me ha enseñado el teatro a ponerme en valor, a empoderarme.

¿Te cuidas mucho la voz?

Si, por supuesto y no dejo nunca las clases de canto porque al final hay que entrenar tanto la voz como el cuerpo, en definitiva cuidas tu salud. La voz es un punto delicado porque cualquier sentimiento que tengas le afecta mucho.

Si alguna vez consigues llegar a Broadway ¿Qué musical te gustaría hacer?

Los Miserables, Wicked o el Fantasma de la Ópera, este último tiene esa parte lírica y romántica que a mí me encanta. Me gustan los retos. La gente que conocemos tantas disciplinas sabemos que todo se saca adelante con trabajo y mucho esfuerzo y que hay que superar todas las barreras que se te ponen por delante, de hecho las superas y también los miedos, aunque estos siempre están ahí. El proceso de superación de cualquier barrera ya no te frena, el haber superado tantas te hace más fuerte, aunque también conoces tus limitaciones.

¿Por qué has venido a Valdepeñas?

Pues porque tengo amigos y me invitaron a las Fiestas del Vino, que por cierto me encantaron y Valdepeñas también.

final el otro lado de la cama (Copiar)149984_174943595850788_100000054450452_588793_5164786_n (Copiar)163462_189256274419520_100000054450452_694509_174014_n[1] (Copiar)162604_190214374323710_100000054450452_699369_4756415_n[1] (Copiar)
juanito navarro (Copiar)el duo de la africana tenor (Copiar)h11 copia (Copiar)