martes. 21.05.2024

Y es que el día 2 de marzo comienza de nuevo la aventura Panda Raid 2018, que cumple su décima edición. Un Rally por el desierto de Marruecos, de norte a sur, en el que los valdepeñeros Pedro y Antonio Andújar, de la escudería Sancho Panda Sport, participarán por tercera vez con su vehículo Seat Panda. El año pasado se quedaron en el puesto 13 de una participación de 300 aventureros.

Con Pedro y Antonio hemos hablado en Actualidad Valdepeñas, también hemos conocido al protagonista de esta aventura, su Seat Panda, lleno de pegatinas de los patrocinadores. Un coche pequeño pero “duro y con mucha resistencia” según Pedro.

PANDA RAID 2018. PEDRO Y ANTONIO 3 (Copiar)Bueno ya está aquí otra edición más de la Panda Raid. ¿Qué novedades tiene este año?

Pedro: Pues que hay 100 participantes más y se ha añadido también un día más. La organización como sabes es española pero participa gente de otros países, como: Italia, Francia, Portugal, Inglaterra, Alemania, Suiza y este año vienen de Argentina.

Antonio: La verdad es que este evento cada vez se profesionaliza más, de hecho, vienen pilotos retirados a participar en el.

¿Qué cambios le habéis hecho a vuestro Panda para esta edición?

Pedro: Este año se le ha puesto motor y caja de cambios nuevos, además de los rodamientos, se ha subido de suspensión, algo que en años anteriores no llevaba, la amortiguación también es nueva.

Antonio: Distintas mejoras para poder ir más arriba. Cada año vamos aprendiendo que necesitamos para el siguiente. No es que sean cosas necesarias, pero sí que hay que hacerle reparaciones porque de un año para otro el coche sufre.

De todos modos, hay que reconocer que el coche es fuerte

Pedro: Ya te digo, al principio cuando iba a buscar patrocinadores y les contaba que me iba con el Panda a hacer un Rally por el desierto se quedaban sorprendidos, decían que no iba a llegar con este coche ni a Despeñaperros. Pues ya ves, esta va a ser la tercera vez que recorra el desierto en la Panda Raid.

¿Cuándo empezáis a prepararlo?

Pedro: Si tomamos la decisión de participar en el siguiente Rally, comenzamos a prepararlo todo nada más llegar a Valdepeñas, tras el último. Un año se lleva la preparación, porque ambos trabajamos y los fines de semana es cuando nos ponemos con ello.

¿Quién conduce?

Pedro: Nos vamos turnando. Si conduzco yo, mi hermano va indicando la ruta, leyendo el libro de ruta y viceversa. Vamos con una brújula, el libro de ruta y está prohibido el GPS.

¿Habéis tenido situaciones de peligro?

Antonio: De peligro no, lo que tiene es que las carreteras no están señalizadas como aquí, allí cada uno conduce como quiere, son más caminos de tierra que carretera de asfalto. En este sentido, impera la ley del más fuerte, por decirlo de alguna manera, por ejemplo, te cruzas por la noche con un coche y no te quita las luces largas, o no se aparta.

Pedro: En 2015, fui solo y pensé que me iba a encontrar otra cosa, más peligro, pero no. En la zona del desierto la gente es muy noble y te ayuda, son gente que no pide nada a cambio. Son buena gente.

Este Rally también es una experiencia para aprender ¿Qué habéis aprendido en este tiempo que lleváis participando en el Panda Raid?

Antonio: Que hemos conocido un país nuevo, sus costumbres, lo que ello conlleva y que dependes de ti y tu intuición para no perderte. Aunque la organización siempre nos lleva controlados.

Pedro: Para no perdernos llevamos un SPOT que nos da la organización con tres botones: uno para avisar que has tenido avería y te tienen que remolcar, otro botón de ayuda médica por si has tenido un accidente, y el tercer botón por si te has perdido o te quieres retirar. La verdad es que vas siempre controlado por la organización.  Vamos bien cubiertos y bien organizados, hay que cumplir unos horarios y unas rutas.

También es muy importante la confianza que hay entre piloto y copiloto, a la hora de conducir uno y dirigir por donde ir el otro.

¿Imagino que llevaréis kit de supervivencia?

Pedro: Llevamos palas, planchas por si atascamos, ruedas de repuesto y más. El coche, a veces, tiene arena hasta por encima del maletero y eso hay que quitarlo para continuar. Ten en cuenta que con el calor que hace, más de 40 grados en el desierto y las pisadas de los coches, la arena se vuelve blanda, y eso es lo que te hace atascar y no avanzar.

Antonio: El aliciente de esto es que aunque tu sepas que ahí hay una duna y que puedes quedarte atascado, esa es un punto de paso obligatorio. De ti depende como superarla. Mira, el año pasado había una duna con una caída de 800 metros y cuando llegamos a ella había muchos coches atascados y de los 300 participantes, hubo otros 50 que no atascaron, entre ellos nosotros. Tuvimos suerte de pillar una zona dura y seguimos.

¿Habéis pensado en participar en el París-Dakar?

Pedro: Es muy costoso, pero somos jóvenes y no lo descartamos. Eso sí, con otro tipo de vehículo. Desde pequeño siempre he tenido en mente esta competición, siempre me ha gustado por eso me he metido en el Panda Raid. No tengo los recursos para ello. Son coches de 600-700 caballos, pero quien sabe.

¿Os ha pillado alguna tormenta de arena y como la habéis sorteado?

Pedro: En 2015 si hubo una, y si te pilla atardeciendo pues reza que no te pierdas porque no se ve nada. Y si atascas y te pilla la tormenta, llevamos gafas y mascarilla para salir del coche y con la pala quitar la arena.

Antonio: Llevamos un arma secreta, una azada, que ayuda mucho en momentos de atasque.

El año pasado quedasteis en la posición 13 de 300 participantes, una muy buena posición ¿Qué reto os habéis propuesto en 2018?

Pedro: Vamos a intentar quedarnos los quintos. Queremos desde el primer momento ser de los primeros. El secreto del Panda Raid es meterte bien en la primera etapa. En 2017 en esa etapa fuimos de los 80 primeros, fuimos escalando hasta llegar a los decimoterceros, incluso llegamos a ocupar el puesto once, pero en la última etapa nos quedamos en el trece.

Antonio: Antes del Panda Raid, vamos a correr un Rally sobre asfalto para ir preparando el Panda Raid. Vamos a Talavera de la Reina. Llevamos un Seat 600, no el Panda.

Y este año ¿Cómo vais de patrocinadores?

Antonio: El año pasado al haber tenido buena posición, este la gente se ha animado más a patrocinar. La mayoría de ellos son amigos y conocen esta aventura a través de nosotros.

Pedro: Como dice mi hermano son amigos o gente con la que él trabaja, pero sería interesante que, además de los que ya están, alguien más nos ayudara. Es difícil conseguir muchos patrocinadores, pero no es algo que algún año descartemos, máxime si este nos quedamos en una posición más alta que en la etapa anterior. Aún así, sabemos que los que están hoy hacen un esfuerzo importante para que estemos ahí, y eso lo agradecemos mucho.

Los patrocinadores de Pedro y Antonio son: Automóviles TCR. Tecnicar, SerigrafSport, Instamatic, puertas automáticas y automatismos, Recambios del Olmo, Castelmotor Castellar, Armería Salcedo Huertas, Taller JJ Motor, Neumáticos Valdepeñas, Talleres Víctor Astasio y Plásticos Polimán.

PANDA 2 (Copiar)

Una vez que habéis terminado la etapa del día ¿Qué hacéis?

Pedro: Llegamos al punto donde terminamos que es un campamento que pone la organización donde hay unas Jaimas en las que están los restaurantes. Nada más llegar lo primero es sellar, para que conste que hemos terminado la etapa, montamos la tienda de campaña al lado del coche, nos aseamos en la zona de duchas, cenamos y a descansar para el día siguiente.

Antonio: Estoy convencido que vamos a tener una buena posición, estoy muy ilusionado y con ganas de que llegue el 2 de marzo para comenzar esta aventura. Llevamos el número 222, que es un número ganador.

¿Hacéis amigos?

Pedro: Si, muchos y además hay mucha solidaridad. Es decir, si vas en ruta y alguien pincha o tiene un problema, tú paras a ayudarle. La gente no pasa de largo y te deja ahí tirado, te ayuda. Nosotros lo hemos hecho y hemos visto como otros también lo hacían.

Antonio: Mira en el Ferry de camino a la competición ya haces amigos y es una amistad que perdura. Amigos de Bilbao, de Asturias, de aquí de Castilla-La Mancha va gente de Cuenca, Albacete, donde hay mucha cultura automovilística.

¿Qué os dice la familia?

Antonio: Como saben que nos gusta y disfrutamos mucho, nos apoyan al cien por cien, saben que no hay peligro y que está muy bien organizado. Además, luego miran por internet como vamos, porque se puede ver a través de la página de Panda Raid. Nuestros padres están muy orgullosos de nosotros.

Terminamos la entrevista con estos dos hermanos aventureros, que ya tienen ganas que llegue el gran día. La salida será desde Madrid el viernes día 2 de marzo, para ir a Motril (Granada), desde donde saldrán el día 3 en barco hasta Marruecos. Del 4 al 9 de marzo dan comienzo los 6 días de etapas en el país vecino.  En la pasada edición hubo 300 participantes, entre ellos los valdepeñeros que quedaron en decimotercera posición. Este año participan 400 aventureros y nuestros paisanos esperan quedar en puestos altos: “Vamos a por todas”, explica un ilusionado Antonio, que es la segunda vez que acompaña a su hermano.

Desde Actualidad Valdepeñas les deseamos muchísima suerte a estos dos aventureros que a buen seguro quedarán en buena posición, pero si esto no es posible, lo importante es lo que ellos han disfrutado en esta aventura Panda Raid y que llevan el nombre de Valdepeñas y el de sus patrocinadores por el mundo.

Los hermanos Andújar, Pedro y Antonio, vuelven a repetir la aventura Panda Raid en el...