PROVINCIA

Andrés Sevilla ofreció un emocionante recital de canciones a la memoria de sus padres en La Solana

Con el público puesto en pie aplaudiendo, finalizó el  recital que Andrés Sevilla dedicó a sus padres Manuela y Diego, un  gran  guitarrista, con el que el cantante solanero quiso agradecer a sus progenitores todo lo que le habían dado tanto a él como a sus hermanos.

-Recital Andrés Sevilla-3 (Copiar)

Tras la emotiva presentación que del recital hizo María Dolores Travesedo, salió al escenario Andrés Sevilla Marín, quien agradecía a  los muchos familiares y amigos que llenaban  el auditorio de la Casa de Cultura, el cariño demostrado al acompañarle en este homenaje a sus padres.

Acompañado al piano en unas ocasiones por Manuel Valencia y en otros temas haciendo él lo propio con su guitarra, comenzó interpretando el tema de Violeta Parra “Gracias a la vida”, para continuar con diversas interpretaciones de  distintos autores a los que admira, desde Alberto Cortés a Paxi Andión, además de Rafael Amor, Atahualpa Yupanqui  y otros, de los que fue ofreciendo numerosos temas, que iba introduciendo a lo largo del recital con  emocionadas palabras.

Como emocionante fue el momento en el que, en un descanso, aparecieron en la pantalla del auditorio una serie de fotos e imágenes de sus progenitores, con el único sonido de fondo de la guitarra española que en tantas ocasiones acarició el  recordado Diego Sevilla, finalizando su actuación con la interpretación del tema “Cuando un amigo se va”, recibiendo una fuerte ovación con el público puesto en pie. 

Andrés Sevilla tiene tras de sí una larga carrera musical, tanto a título individual como en los grupos en los que ha participado, recordando la música folk de Raíces, pasando por Parva, el dúo Cencibel con Dávila y su paso por la compañía de Amigos de la Zarzuela, en la que ha dado vida a  tantos protagonistas de la lírica española, pero sobre todo al Juan Pedro de “La Rosa del Azafrán” y su tema estrella “El sembrador”.