PROVINCIA

La APEIV en contra de las medidas de la Consejería de Agricultura sobre las declaraciones de rendimientos

Vinos

La Asociación Provincial de Empresarios de Industrias Vitivinícolas se reafirma en su oposición a las medidas de la Consejería de Agricultura respecto a las declaraciones de rendimientos, tal y como señalan en una nota de prensa enviada a este medio y expresan su disconformidad tras  la contestación dada por el consejero, Francisco Martínez Arroyo, días atrás “respecto a nuestro malestar por la diferente situación entre Bodegas y empresas privadas frente a la situación de privilegio de las Cooperativas”.

En este sentido, manifiestan lo siguiente:

"Ni podemos, ni debemos ocultar el sentimiento mayoritario de nuestros asociados respecto a esta situación injusta que da preeminencia a las Cooperativas frente a la actividad privada de nuestras empresas por parte de la Junta de Comunidades.

Nos reiteramos en nuestra opinión contraria al acuerdo de disminución de rendimientos por hectárea que, previsiblemente, entrará en vigor en esta Campaña.

Frente a la aseveración del señor Martínez sobre que “su propio Presidente estuvo no solo a favor de la medida sino incluso a bajar más el rendimiento” queremos destacar el hecho que en esta Asociación, desde el pasado 30 de Junio, se ha producido cambio en la Presidencia tras más de 20 años de la misma de D. Alfonso Monsalve. Evidentemente esa sería su respetable opinión pero no coincide con la mía –actual Presidente- .

En Castilla La Mancha, no sólo se produce vino de DO y Tierra de Castilla, también concentrados de uva,  mostos frescos y azufrados, vinos aromatizados (vermut, sangría….) vinos de mesa, Vino varietal, vinagres….etc. que representan a muchas empresas y a muchos puestos de trabajo.

Exportamos un volumen de litros cada vez más elevado y tenemos que competir con todo tipo de países fuera de la Comunidad Europea que no tienen tantas restricciones como nosotros (como Chile ó Australia) ya que no tienen  límite de producción y poseen  mejores acuerdos internacionales en cuanto a aranceles para los mercados que importan dichos vinos de Chile y Australia,  por lo que debemos adoptar nuestras producciones al mercado actual y obtener más rentabilidad e ingresos para los viticultores.

Se debe tender a una menor carga de burocracia, a mejores negociaciones con los gobiernos de los países que importan vinos de España, a evitar la política de los Consejos Reguladores y a vender “Vino de España”, que es como los viticultores podremos obtener un mayor valor añadido.

La Consejería toma muy a menudo acuerdos con el dinero de los viticultores, sin asumir responsabilidades en caso de equivocarse, consintiendo situaciones lesivas a nuestro colectivo y poco ejemplarizantes como es el caso de la Fundación Tierra de Viñedos,  o la nueva forma de recaudar mediante la nueva declaración mensual del Ministerio de Agricultura (INFOVI), o y las ingentes cantidades de dinero malgastadas, o actitudes de “mirar para otro lado” como el no querer recordar la mala gestión de Derechos  de Viñas obligando a arrancar más de 17000 ha de viñedos en producción teniendo más de 30000 ha de derechos  históricos acumulados de nuestros padres, abuelos….."

Finalmente, añaden que "son muchos socios de APEIV los que se muestran preocupados por las situaciones anteriores, así como en general por la situación que atraviesan las bodegas y empresas privadas frente al apoyo extraordinario y diferenciado que se ofrece desde la Junta de Comunidades a las Cooperativas. En una economía de libre mercado es prácticamente imposible competir con esta diferente vara de medir que se nos aplica y que nos hace sentir una continua espada de Damocles sobre nuestras espaldas y un agravio comparativo continuo que no nos alienta en nuestras empresas. Y este sentir, tenemos la obligación de hacerlo público".