PROVINCIA

El alcalde de Villahermosa garantiza el transporte sanitario al bebé con parálisis cerebral si la Junta no cumple su palabra

El padre de la niña de cinco meses con parálisis cerebral a la que el Gobierno de Castilla-La Mancha denegó el transporte sanitario para que acudiera tres días a la semana a rehabilitación ha mostrado su satisfacción tras recibir una llamada telefónica confirmándole que desde el próximo viernes su hija dispondrá de este servicio sanitario.

Juan José Sanz, que así se llama el padre, ha aplaudido la rectificación de la Junta de Comunidades, tras apuntar que en su momento le denegaron dicho transporte de ambulancia desde Villahermosa hasta La Solana para que su pequeña recibiera la atención temprana. “Nos dijeron que habían recortado gastos y que no podían poner ambulancia”, ha desvelado Sanz.

La justificación que le han dado desde el Ejecutivo regional que preside Dolores de Cospedal para asumir ahora la responsabilidad del transporte sanitario ha causado cierta sorpresa a la familia, tal y como ha indicado el padre de la pequeña con parálisis cerebral. “Nos dijeron que no sabían que la niña necesitaba oxígeno pese a que en el informe que le mandaron les indicaba que necesita oxígeno y lo que lleva para el corazón”.

Hay que recordar además que la niña de cinco meses se alimenta por sonda y requiere de una alimentación especial (cada litro de leche cuesta 30 euros) y jamás se puede quedar sola porque hay que limpiarle constantemente la saliva para que no se ahogue, una tarea para la que los familiares se han visto forzados a realizar turnos para cuidar y estar permanentemente junto al bebé.

Hablamos de un caso extremadamente grave y delicado en el que incluso Juan José Sanz ha manifestado que desearía interponer denuncia contra el Sescam por presunta negligencia médica en el nacimiento de su hija, una opción que se complica porque solo en concepto de tasas judiciales debería pagar 1.500 euros, importe que a día de hoy no puede hacer frente por la situación socio-económica.

El padre ha explicado que el parto se desarrolló de forma absolutamente normal durante los 9 meses, y que fue en el momento de dar a luz cuando surgieron las complicaciones, complicaciones que a su entender pueden estar relacionadas con el hecho de no haber realizar la cesárea cuando procedía y que finalmente no se hizo y también a la espera de aproximadamente cinco horas para trasladar a la niña recién nacida a la UVI pediátrica del hospital de Albacete.

Por su parte, Isidro Villamayor, acalde de Villahermosa de la localidad en la que reside la familia, ha dicho que “es vergonzoso y lamentable que el Gobierno de la señora Cospedal solo vea números para que le cuadren las cuentas y le dé igual los ciudadanos”, al denunciar el caso que ha sufrido esta niña al denegársele la ayuda para el transporte sanitario.

De igual modo, Villamayor ha lamentado que la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha haya recapacitado y rectificado tras la denuncia de un medio de comunicación y la presión del PSOE. “Parece que estos señores y la señora Cospedal ha dado marcha atrás” para ponerle transporte a la niña para que puede recibir los tratamientos de atención temprana en La Solana.

De todas formas, Isidro Villamayor ya ha adelantado que “si el Gobierno regional, del que no me fío, no le pone el transporte el Ayuntamiento de Villahermosa acordó en Junta Local de Gobierno el pasado martes 12 pagar el transporte a esta familia”.