lunes. 17.06.2024

En total, el año recién terminado dejó 443 litros de lluvia por metro cuadrado en el casco urbano, la mitad de ellos en el último trimestre.

Los primeros meses de 2012 fueron más bien secos. De hecho, enero sólo descargó 12 litros, febrero 9 y marzo 54. Abril tampoco hizo honor a su refrán de “aguas mil” y dejó 46 litros, mientras que en mayo cayeron 27 litros más. Por tanto, los meses tradicionalmente más húmedos de la primavera no fueron demasiado lluviosos.

Junio pasó sin una gota de agua y julio apenas dejó 4 litros, curiosamente el día 25, festividad de Santiago Apóstol. Habría que esperar a septiembre para ver otra vez los campos mojados, aunque en la parte final de mes, ya que cayeron 68 litros en apenas cinco días. Fue el anuncio de mucha más agua, por que octubre dejó otros 80 litros por metro cuadrado y noviembre 111 litros más. El año concluyó con otros 22 litros para completar los 443 antes reseñados.

El año 2012 terminó con 443 litros de lluvia en La Solana