domingo. 23.06.2024

Para ello, tal y como ha explicado el diputado regional del PSOE, Santiago Moreno, los socialistas pedirán al Gobierno que preside Dolores de Cospedal que mantenga abiertos los comedores escolares durante los tres meses de verano que sirva de espacio para aplicar una red de solidaridad junto a entidades sin ánimo de lucro y asociaciones que recogen alimentos para repartirlos.

De este modo, Moreno ha destacado que “se evitaría que ningún niño de la región de 0 a 16 años pueda pasar hambre a la que muchos, por desgracia, están abocados a pasarla”.

El parlamentario socialista ha dicho que “ahora es absolutamente ineludible” que los poderes públicos garanticen al menos tres comidas al día a esas familias más castigadas por la crisis económica y que en la provincia de Ciudad Real se refleja en los 70.499 desempleados, y de modo especial y dramático en los 33.838 parados que ya no tienen ningún ingreso.

Moreno ha incidido en resaltar esta propuesta en clave de “justicia elemental y razonable”, por lo que ha apelado al Gobierno de Castilla-La Mancha a obrar con la sensibilidad que requiere este asunto, pues es una PNL que “no va contra nadie, todo lo contrario, pretende ayudar a muchos miles de niños y niñas y de familias”.

En este sentido, el responsable  socialista ha indicado que “no cabe ninguna excusa” por parte del Ejecutivo de Cospedal, por lo que espera que sea aprobado tras el pertinente debate en el Parlamento regional.

Dentro de esa propuesta, Moreno ha dicho que “lejos de cerrar comedores y de disminuir el número de becados, proponemos ampliar la red de los comedores escolares que ya existen”; recuperar la gratuidad en los comedores de todos los alumnos obligados a desplazarse para asistir a sus clases; rescatar también para el próximo curso las políticas de becas; rechazar la “gestión privatizadora a lo bestia” de los comedores que está aplicando la Junta; y pedir que los comedores están exentos del pago del IVA.

Para hacer una radiografía y “nos hagamos una idea de lo que está sucediendo” y de cómo estaba y cómo está la política de comedores escolares, Santiago Moreno se ha referido al caso concreto de la provincia de Ciudad Real, ofreciendo cifras tan contundentes que hablan por sí solas. Así, durante el último año del PSOE al frente del Gobierno regional había en esta provincia un total de 54 comedores escolares que daban servicio a 4.200 alumnos, la mitad de ellos becados, y “hoy, tras dos años con Cospedal en el Gobierno, quedan 35 comedores que benefician ya solo a 2.419 alumnos, es decir, un  43%, y becados, asómbrense, hay 180”. 

Lo más grave de todo para Moreno es que “se está produciendo una auténtica perversión que se traduce en que los chicos y chicas que no pueden pagar el comedor son precisamente los que se están viendo expulsados de la posibilidad de acudir a un comedor público para garantizarse una alimentación completa que no le puede garantizar la familia”.

Este es el motivo por el que precisamente Moreno ha denunciado que la mayoría de los colegios se mantienen en zonas urbanas mientras se están cerrando los de las zonas rurales y los de las zonas urbanas en barrios más necesitados. En este contexto, el diputado socialista ha concluido con una advertencia, y que para el próximo curso el Gobierno de Cospedal cerrará los comedores escolares en todos aquellos centros que no pueden garantizar un mínimo de 20 alumnos.

El PSOE propone a Cospedal abrir los comedores escolares durante el verano para...