PROVINCIA-MANZANARES

La primera misión del brote de legionela “era cortarlo radicalmente”

El alcalde de Manzanares, Julián Nieva, explicaba que la primera misión del brote de legionela, era cortarlo radicalmente, y en tan solo tres días se sellaron en Manzanares más de cien puntos potenciales que podían ser causantes. Además en respuesta al presidente de la Plataforma de Afectados por Legionela, que realizaba una pregunta en sesión plenaria, Nieva entendía su preocupación tanto de la plataforma y afectados como de la ciudadanía en general, estando todos de acuerdo en que fue un brote de una “brutalidad absoluta”, y nadie cuestiona el trabajo que se hizo desde las áreas de salud pública.

El alcalde de Manzanares, Julián Nieva explicaba, respecto a las preguntas planteadas por PP, UPyD y la Plataforma de Afectados por Legionela, que siempre han ido trasladando la información con la cautela, rigor y seriedad que este asunto requiere. El tema de plantear preguntas de los que el Ayuntamiento no tiene competencias, “no es dar la callada por respuesta”, simplemente hay que informar de lo hacen llegar los profesionales, y a la afirmación de que el informe se presentaría el pasado día 3, no se corresponde con la realidad, pues lo que se dijo es que ese día el informe estaría definitivamente concluido. El informe existe y está entregado en la mesa de las Cortes Regionales, y siempre se ha tenido respeto y cautela pues se trata de un asunto “realmente dramático”.

El primer edil manifestaba lo que tantas veces ha reiterado, que es la comprensión más absoluta, el máximo respeto y solidaridad con los afectados, “y yo también estoy contento de que el informe salga a la luz”, señalaba el alcalde, y que todo el mundo sepa cual fue el origen y causas que provocaron el brote. Ahora lo importante es que el documento está ya en las Cortes, y según se dijo desde la Consejería en unas tres semanas se hará público.

En este caso tan delicado “no se puede improvisar”, como esta haciendo el Partido Popular y lo que hay que valorar positivamente es la gestión del gobierno y la Corporación, y la única gestión que no estuvo clara y con falta de seriedad fue la de los populares manzanareños, y así lo confirmaron los médicos y enfermeros de Castilla-La Mancha. Cuando se estaba en plena situación del brote “el portavoz popular Martín-Gaitero no fue coherente”.

Además en respuesta también al presidente de la Plataforma de Afectados por Legionela, Luís Nuñez, que realizaba la pregunta en sesión plenaria, el alcalde de Manzanares entendía su preocupación tanto de la plataforma y afectados como de la ciudadanía en general, estando todos de acuerdo en que fue un brote de una “brutalidad absoluta”, y nadie cuestiona el trabajo que se hizo desde las áreas de salud pública, pues su actuación fue de máxima responsabilidad, profesionalidad y nadie “salvo en algún momento el Partido Popular”, ha puesto en cuestión su trabajo.

El regidor Manzanares explicaba que la primera misión del brote de legionela, era cortarlo radicalmente, y en tan solo tres días se sellaron en Manzanares más de cien puntos potenciales que podían ser causantes. El protocolo seguido es el que indica que en una situación de estas características lo primero y principal es atajar el brote, un brote que sorprendió por la brutalidad y cuantía de afectados, “por lo tanto la gestión de la situación ha sido buena”, refiriéndose a como se cortó el brote, aunque se hizo con muchos afectados.

El Ayuntamiento de Manzanares siempre ha mostrado gran preocupación sobre el brote, respeto y, Julián Nieva quería aclarar la interpretación de un cuarto o quinto fallecido, “no soy capaz de interpretarlo”, pues en consecuencia son datos trasladados de los facultativos y la Dirección General de Salud Pública, y todo se sabrá y documentará, al igual que se documentará cual de las torres o fuentes tuvo mayor o menor incidencia en el brote.