PROVINCIA

El PSOE advierte de que la reforma local del PP “obligará a los ayuntamientos a dejar de prestar multitud de servicios a los ciudadanos”

El Partido Socialista ha escenificado hoy en varias concentraciones a las puertas de los ayuntamientos su rechazo a la reforma de la administración local que ha planteado el Gobierno de Partido Popular porque asegura que “destroza” el modelo de gestión local.

121213 CR-PSOE

Así lo ha dejado patente la secretaria de Política Municipal de la Ejecutiva provincial del PSOE de Ciudad Real, Jacinta Monroy, al advertir de que si se lleva a cabo la reforma planteada por el Ejecutivo que preside Mariano Rajoy “se ocasionará un descontrol administrativo y financiero que obligará a los ayuntamientos a dejar de prestar multitud de servicios a los ciudadanos ante la  imposibilidad de costearlos”.

Es más, Monroy, también alcaldesa de Argamasilla de Calatrava, se ha atrevido a augurar que el planteamiento actual que recoge la técnicamente denominada Ley de Bases del Régimen Local “es una agresión sin precedentes contra los ayuntamientos y puede suponer la desaparición del modelo de pueblos que hemos construido desde la recuperación de la democracia local en 1979 e incluso la defunción del mundo rural para muchos pueblos en el medio y largo plazo”.

Monroy ha denunciado también que la reforma de la administración local supone un “atentado” contra el principio de autonomía que la Constitución atribuye a los consistorios, y todo ello con la paradoja de que “arrolla” y “desarma” de las herramientas más útiles y eficaces de que dispone la administración municipal gracias a que es la más cercana al ciudadano y, por lo tanto, “la que más necesitan los vecinos y vecinas en su día a día, más si cabe en momentos de crisis tan profundos como los actuales”.

Esa es la concepción de proximidad que contempla el PSOE de los ayuntamientos, y como tal, Monroy ha resaltado que “el compromiso y la larga tradición municipalista que siempre nos ha definido a los socialistas nos obligaba a estar hoy aquí al lado de alcaldes y concejales que tienen como único fin trabajar de forma intensa e incansable por mejorar la vida de sus vecinos”. 

La responsable socialista ha explicado que el recorte de competencias y servicios que contribuyen de forma decisiva al bienestar de los ciudadanos sería tal que “en juego está que se supriman servicios como la promoción económica y la cultural, programas de infancia y juventud, los relacionados con la mujer, con la tercera edad o la inmigración, y, por descontado, los servicios sociales pasarán a manos del Gobierno de Cospedal para que sea ésta quien delegue o no los mismos”. 

Y en el caso de los ayuntamientos más pequeños, Monroy ha concretado que sería la Diputación quien se tendría que asumir muchas de sus competencias, convirtiéndose los consistorios de este modo en meras administraciones tuteladas.

Por lo tanto, una reforma “muy preocupante y alarmante” para el Partido Socialista que sostiene que “podría y debería ser debatida, consensuada y abordada desde otro prisma para garantizar en todo momento la cohesión social, para respetar el principio sangrado de autonomía y para definir con rigor la dimensión financiera y presupuestaria” necesarias.

Lo que no puede suceder a juicio de Monroy es que el Partido Popular vuelva a hacer uso una vez más del “rodillo” de su mayoría absoluta para aprobar “una reforma que va en contra de todos, incluido el Consejo de Estado, porque consideran que será nefasta para los ciudadanos”.

Cabe recordar que estas concentraciones celebradas bajo el lema ‘El 12 del 12 a las 12 h. Defiende tu ayuntamiento contra la reforma local’ son fruto del acuerdo alcanzado en la Comisión de Alcaldes que se constituyó para crear un frente común, y que como su nombre indica, está formada por alcaldes y alcaldesas de PSOE, IU, CiU, ICV, CC, Compromís, CHA, independientes y la Federación Española de entidades Menores, aunque posteriormente también se han sumado a esta reivindicación diferentes organizaciones, entidades, asociaciones de vecinos y sindicatos mayoritarios.