PROVINCIA

Soriano destaca “el impulso que darán los nuevos regadíos al olivar del Campo de Montiel”

La consejera de Agricultura de Castilla-La Mancha, María Luisa Soriano, ha resaltado “el nuevo impulso que darán la puesta en marcha de nuevos regadíos al olivar de la Comarca del Campo de Montiel, que podrán multiplicar su rentabilidad, incidiendo positivamente en la renta de los agricultores”.

 

2014050212 Soriano visita la empresa Bautista Santillana en Villanueva de los infantes-3 (Copiar)

Así lo ha señalado Soriano esta mañana en Villanueva de los Infantes (Ciudad Real), donde ha visitado la empresa ‘Bautista Santillana’, dedicada a la fabricación y venta de maquinaria agrícola, especialmente la dedicada al olivar.

La consejera ha remarcado que el Gobierno español ha atendido las demandas históricas de los olivareros de esta zona y de la Junta de Castilla-La Mancha y aprobó a finales de marzo una dotación de 11 hectómetros cúbicos al año para la transformación o puesta en regadío de 6.170 hectáreas de olivar que van a beneficiar a unos 2.000 agricultores de la comarca. Asimismo, ha incidido en que esta concesión de agua va acompañada de una inversión de 20 millones de euros.

Según los estudios que han realizado los técnicos de la Consejería de Agricultura cada hectárea de olivar en regadío obtiene una media de 619 euros de beneficio, por los 259 euros por hectárea de olivar en secano, “lo que supone multiplicar por 2,4 la cuantía”, ha destacado María Luisa Soriano.

Logros históricos

La titular de Agricultura de Castilla-La Mancha ha indicado que este es “uno más de los logros históricos de la presidenta Cospedal en materia de regadíos”, ya que hay que sumarle otros como que el Plan del Júcar eleva de 65 a 100 hectómetros cúbicos la reserva asignada a los regantes de la Mancha Oriental y añade 5 nuevos hectómetros cúbicos de agua al año para abastecimientos y nuevos regadíos en la provincia de Cuenca.

Por lo que respecta a la cuenca del Segura, el Plan –aprobado a finales de 2013- recoge como novedad una reserva de 10 hectómetros cúbicos para regadíos sociales en la provincia de Albacete.

Asimismo, en esta legislatura es cuando se han empezado a regularizar los pozos del Alto Guadiana, y en el Plan del Tajo se ha obtenido una histórica reserva de 400 hectómetros cúbicos para los embalses de Entrepeñas y Buendía y un caudal mínimo de 10 metros cúbicos por segundo a la altura de Talavera de la Reina (Toledo).