La importancia del cuidado y práctica de la actividad sexual

Expertos demuestran que una vida sexual activa puede aportar beneficios tales como reducción de estrés, mejora del sistema inmune, la presión arterial y la piel entre otros. 

road-1715085_960_720
road-1715085_960_720

Algunos expertos de una prestigiosa compañía de servicios sanitarios han indicado que practicar sexo reduce el estrés, fortalece el suelo pélvico y mejora el sistema inmune, la presión arterial y la piel. Estos también han señalado que el catorce de febrero se conmemora el Día Europeo de la Salud Sexual con el fin de que la población tome conciencia acerca de la enorme importancia del cuidado y práctica de la actividad sexual. 

La propia Organización Mundial de la Salud define la salud sexual de la siguiente manera: se trata del estado de bienestar social, mental y físico relacionado con la sexualidad. Según este organismo, para gozar de una buena salud sexual es preciso tener un enfoque respetuoso y positivo tanto de las relaciones sexuales como de la propia sexualidad, además de poder disfrutar de experiencias sexuales libres de cualquier tipo de coacción, violencia y discriminación, las cuales a su vez sean seguras y placenteras. 

¿Por qué utilizar juguetes sexuales? 

Con el fin de mejorar su salud sexual, muchas personas recurren a los juguetes sexuales, un complemento al sexo. Cabe mencionar que actualmente existe un sinfín de juguetes eróticos entre los que elegir, los cuales además se pueden adquirir desde la comodidad del hogar en un sex shop online, como, por ejemplo Diversual, que dispone de consoladores, vibradores, kits para parejas y bolas chinas, así como de afrodisíacos y cosmética erótica, entre otros productos. 

Los juguetes sexuales permiten que el individuo pueda conocerse mucho mejor y también averiguar lo que da más placer a su pareja. De ese modo las relaciones sexuales serán mucho más placenteras, lo cual reforzará la relación. Además, gracias a los juguetes eróticos podrá mantener una vida sexual más activa, ya que hacen que el deseo se mantenga vivo. 

Otro de los beneficios de utilizar juguetes sexuales es que el individuo conseguirá que sus orgasmos sean más duraderos e intensos. Además, al tener mejores orgasmos se sentirá mucho mejor, ya que logrará liberarse del estrés acumulado durante el día. 

¿Cuáles son los beneficios de practicar sexo? 

Uno de los músculos beneficiados por la actividad sexual es el corazón, y es que esta práctica disminuye de manera considerable el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares, ya que mejora la presión arterial y reduce el estrés, factores que tienen una relación proporcional con la presencia de las mismas. 

Los especialistas también señalan las ventajas que tiene sobre la piel la práctica de la actividad sexual, como por ejemplo el incremento de la hidratación. También han apuntado que refuerza el sistema inmunológico, ya que se produce un aumento en la producción de glóbulos blancos, lo cual evita que aparezcan algunas enfermedades. 

Practicar sexo también conlleva ventajas a nivel psicológico, y es que los orgasmos permiten la segregación de hormonas que contribuyen a un mejor descanso y a sentirse más feliz. Precisamente, el jefe del servicio de psicología de la compañía de servicios sanitarios antes mencionada indicó que los orgasmos liberan endorfinas, prolactina, serotonina y oxitocina, hormonas que generan euforia, tranquilidad y analgesia.

Practica sexo, pero con protección

El grupo de expertos antes mencionado también ha dado a conocer un dato verdaderamente impactante: un millón de personas contrae una infección de transmisión sexual al día. Algunas de estas infecciones pueden hacer que el riesgo de contraer el VIH se múltiple por tres e incluso por más. 

Los casos de personas con alguna enfermedad de transmisión sexual están aumentando de una forma constante y preocupante. Algunas de las infecciones más frecuentes son el herpes genital, la clamidia y el virus del papiloma humano, las cuales se registran sobre todo entre los menores de veinticinco años.

Por otra parte, más de doscientos cincuenta millones de mujeres en todo el mundo tienen el virus del papiloma humano, aunque cabe mencionar que esta infección también afecta a los hombres, algo que gran parte de la sociedad desconoce. Se trata de una familia de virus con más de cien tipos y cuarenta de ellos causan alteraciones y lesiones en los órganos sexuales. Esta infección provoca cada año más de quinientos mil casos de cáncer cervicouterino y más de doscientas sesenta mil muertes.

Una infección de transmisión sexual no tratada puede comprometer la vida del paciente

Las consecuencias de no tratar de la manera adecuada las infecciones de transmisión sexual pueden ser bastante graves. Es más, en algunos casos pueden poner en peligro la vida del paciente.

Además, las infecciones de transmisión sexual afectan a la salud reproductiva, neonatal y materna de las mujeres. Se trata de la causa principal prevenible de infertilidad. Además, estas multiplican el riesgo de transmisión y adquisición del VIH.

La educación sexual, el asesoramiento, los sistemas de vigilancia y seguimiento y la prevención se convierten en herramientas fundamentales para hacer frente a estas complicaciones.