SOCIEDAD

Salvador Galán cesa como director de la UNED, después de 33 años al frente del Centro Asociado

IMG-20180305-WA0001 (Copiar)
Salvador Galán, en la rueda de prensa donde ha anunciado su jubilación

Salvador Galán Ruiz-Poveda ha cesado hoy 5 de marzo como director del Centro Asociado a la UNED en Valdepeñas. Se jubila con 69 años cumplidos, después de 33 años y medio al frente del Centro “Lorenzo Luzuriaga”, a los que hay que sumar seis más como profesor-tutor. Galán ha trabajado en el centro desde su apertura en 1979.

En una rueda de prensa ante la prensa local, Salvador Galán ha tenido palabras de recuerdo y gratitud para los siete rectores que la UNED ha tenido en este largo periodo, por la confianza que han tenido en su gestión del centro de Valdepeñas. Por la misma razón, ha expresado su agradecimiento a los seis presidentes que el Patronato del Centro Asociado ha tenido. También a la multitud de profesores que le han acompañado, y al personal de administración y servicios, para hacer posible que de este centro hayan salido más de 3.000 titulados universitarios hasta el actual curso.

Especial mención ha reservado para los medios de comunicación, por el apoyo que han prestado tanto a la institución como a su persona. Y ha deseado éxito a su sucesor, porque –ha dicho- “le va a hacer falta”. Pedro Jesús Sánchez, actual secretario del Centro Asociado, será el nuevo director a partir de mañana martes 6. Así lo ha decidido la Junta Rectora de la UNED de Valdepeñas en su última reunión.

Salvador Galán ha analizado la difícil situación por la que atraviesan hoy, no sólo la UNED, sino otras universidades como la de Castilla La Mancha, la Complutense o las de Sevilla y Cádiz. El descenso del número de estudiantes universitarios, unido a la aparición de nuevas universidades, tanto presenciales como On Line, hace que lleven varios años bajando el número de matrículas, que en el caso de la UNED, representan el 60 por ciento de sus ingresos. Pese a que ha dejado claro que el Centro Asociado no tendrá ningún problema, ha incidido en la necesidad de que las Administraciones incrementen su financiación a la universidad.

Galán ha precisado que el cese de su actividad en la UNED es total, aunque se ha mostrado abierto a cualquier colaboración que el centro decida pedirle. En concreto ha citado un proyecto impulsado por él y que cuenta con la colaboración del Ayuntamiento: la catalogación de las bodegas y las cuevas de Valdepeñas.

De su larga etapa como director, se queda con “muchas satisfacciones y alegrías”. Los sinsabores también han existido, pero con ellos afortunadamente, funciona la memoria selectiva. Asegura que ha disfrutado de su trabajo y que para Valdepeñas, una localidad con pocos más de 30.000 habitantes, tiene que ser un orgullo tener una universidad.