SOCIEDAD

Serrano: “Cuando sales a preguntar todavía hay gente que no sabe lo que es AFAD pero la gente que sí la conoce está muy solidarizada con nosotros”

El presidente de la Asociación de Familiares y Amigos del Discapacitado, AFAD, Francisco Serrano, ha repasado con nosotros los 30 años de historia de la asociación. Serrano nos ha contado los inicios de AFAD y sus proyectos de futuro entre otras cosas.

300714 VA-AFAD 1

En estos 30 años de vida de la asociación, ¿cómo ha evolucionado?

Hombre, ha evolucionado de una manera grande. Hay que tener en cuenta que hace 30 años no había nada y ahora mismo hemos conseguido muchas cosas. Fue muy duro al principio porque por parte de la ciudadanía había mucha menos concienciación de la problemática de las personas con discapacidad intelectual. Poco a poco se han ido consiguiendo cosas, afortunadamente los medios de comunicación habéis dado a conocer a las personas con discapacidad al resto de la ciudadanía y ahora mismo, aunque siga siendo difícil porque las necesidades siguen siendo muchas, lo que se ha conseguido es mucho.

¿Qué tipo de recursos tiene ahora la asociación que no tenía hace 30 años?

Hace 30 años no teníamos nada, o sea, hace 30 años no teníamos local, trabajábamos en los colegios, teníamos contratadas a dos psicólogas que iban a dar apoyo a los colegios, en definitiva, no teníamos nada.

Después conseguimos una sede en la barriada de consolación donde dábamos tratamientos de atención temprana y posteriormente estuvimos en San Nicasio donde nos cedieron un aula y donde estuvimos un par de años con esa aula.

A partir de ahí hemos ido evolucionando y empezamos, como te digo, atendiendo en los colegios. Después empezamos con un aula de centro de día para personas gravemente afectadas donde teníamos cinco chicos, un profesional a jornada entera y un medio profesional a media jornada. Luego fuimos firmando convenios con la Administración que nos hicieron seguir creciendo, tener más recursos, poder llegar a más gente… porque nuestra labor no se ha desarrollado solo aquí en Valdepeñas, también nos desplazamos a los pueblos de la comarca y visitábamos a las familias que tenían a alguna persona con discapacidad y les ofrecíamos lo que queríamos hacer en Valdepeñas. Ten en cuenta que hace 25 años había ya dos centros ocupacionales cerca de aquí, uno en La Solana y otro en Manzanares, y que teníamos que, entre comillas, competir con ellos para dar credibilidad a lo que nosotros íbamos a hacer o estábamos haciendo.

A raíz de ahí, empezamos a tener más recursos, usuarios, trabajadores y ahora mismo tenemos unos 22 o 23 trabajadores, contamos con un centro ocupacional con tres talleres, un taller de encuadernación, reciclado y reciclaje, un taller de manipulados, un taller de jardinería y uno de cerámica. Aparte de eso, tenemos un centro de día para gravemente afectados donde atendemos a 13 chicos y un centro para personas mayores de 45 años. Estas personas, al igual que todo el mundo pero en este caso con discapacidad, tienen una evolución más rápida que el resto de gente con lo cual, cuando llegas a unas edades donde una personas sin discapacidad puede tener todas sus capacidades totalmente intactas, estas personas, de una manera prematura, las pierden. Por lo tanto, tenemos un aula para mayores de 45 años donde se apoya la falta de capacidades que tienen estas personas.

Luego tenemos un centro de desarrollo infantil y atención temprana, que se encuentra en San Marcos, donde estamos atendiendo alrededor de 100 familias con tratamientos ambulatorios… Todo esto tiene un convenio con la Consejería de Bienestar Social, con la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha. Y luego, aparte de eso, tenemos unos servicios, que de alguna manera se sostienen con los socios de la asociación, como son unos servicios de ocio, un club deportivo que se llama Puerta del Vino, un servicio de ocio que se llama Cuenta Contigo, tenemos programas de formación de padres y de apoyo a padres, de formación… En fin, bastantes cosas dentro de ese contexto que te estoy contando.

¿Qué actividades estáis realizando para celebrar este 30 aniversario?

Hace 5 años, en el 25 aniversario, también fue especial y tuvimos una serie de cosas pero estuvieron todas enmarcadas en dos o tres días. Este año hemos querido que, durante todo el año, se esté escuchando que es el 30 aniversario de AFAD. Llevamos desde principios del año haciendo actividades, hicimos la carrera de integración, una marcha solidaria con los colegios de Valdepeñas, un curso de formación, dos festivales a beneficio de AFAD y, como colofón y acto principal, el día 12 de julio tuvimos el acto institucional de toda la celebración que este año consistió en una cena en la cual nos juntamos más de 200 personas en el Veracruz Plaza.

¿Con qué tipo de ayuda económica cuenta AFAD?

A ver, como te he dicho antes, nosotros todos los servicios que son de atención directa tienen un convenio con la Junta de Comunidades. Luego, aparte de eso, tenemos una masa de socios, unos 500, que cubren como un 20 o 25% del presupuesto total de la asociación.

¿La crisis está afectando?

La crisis nos afecta a todo el mundo. Nosotros ahora mismo no estamos mal aunque tengamos alguna dificultad. Cuando verdaderamente los pasamos mal fue hace dos años porque, como te he dicho, nosotros dependemos prácticamente en un 80% de nuestro presupuesto de la Administración. La Administración, en aquel momento, dejó de pagar porque fue el momento de transición de un gobierno a otro y estuvimos como 5 o 6 meses sin poder atender nuestros compromisos de pago, tanto a trabajadores como a proveedores. Pasado aquello, lo pagos se han regularizado y ahora mismo estamos bien, relativamente bien.

¿Qué significa AFAD para los discapacitados?

Bueno, yo creo que esa pregunta deberías de hacérsela mejor a ellos que a mí. Yo te puedo decir lo que yo creo que puede significar. AFAD es una asociación sin ánimo de lucro que trata de mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad y a sus familias. Lo que yo creo que puede significar para ellos es que es una normalidad asumida. Aquí tratamos de normalizar sus vidas. Vienen a los talleres, se supone que en los talleres trabajan y después del trabajo tienen su ocio, su deporte… Es una normalización total. Para los padres también es una descarga a la hora de tener que atender a sus hijos durante todo el día como hace muchísimo tiempo.

¿Qué relación tiene el pueblo valdepeñero con AFAD?

Nosotros venimos comentando y boceando nuestra labor desde 1984. Normalmente… A ver, nosotros pensamos que llegamos a más gente de lo que en realidad creemos porque cuando sales a preguntar todavía hay gente que no sabe lo que es AFAD pero la gente que sí la conoce está muy solidarizada con nosotros, con nuestro colectivo, nos apoyan y nos ayudan. Llevamos un año y pico con una campaña de tapones que salió de la gente de fuera, no de los de aquí. Yo creo que dentro de la comunidad del pueblo somos un colectivo y una asociación importante.

30 años de vida habrán dejado innumerables anécdotas, ¿me podría contar alguna?

Sí. Te podría contar, por ejemplo, que cuando empezamos estábamos 5 o 6 chicos y no teníamos ninguna infraestructura para que se fueran de vacaciones. Nosotros nos teníamos que ir con ellos. Además de eso se tenían que venir sus familias. Puedo recordar que una vez, una de las primeras, nos fuimos a Torremolinos con los chicos que había, con sus familias, nuestras familias y nosotros y algunas de esas personas era la primera vez que salían de Valdepeñas y veían el mar.

Ahora mismo tenemos una persona, y ya ha pasado muchísimo tiempo, que tiene 70 años y que hace un par de años fue la primera vez que salió de excursión para ver el mar. Esas cosas son anécdotas pero entrañables.

¿Qué proyectos de futuro tenéis?

Desgraciadamente estas asociaciones tienen razón de ser porque existen una serie de necesidades que la sociedad, a través de las administraciones, no cubre. Nuestro proyecto de futuro es seguir trabajando, es seguir cubriendo esas necesidades que la Administración no cubre y seguir atendiendo a las personas con discapacidad y a sus familias para tratar de conseguir el mayor bienestar en sus vidas.