POLÍTICA

Jesús Martín: “Yo siempre aspiro a tener la mayoría, porque sin gobiernos fuertes, no puede haber pueblos con futuro”

A dos días de las elecciones municipales, en advaldepeñas hemos hablado con Jesús Martín, actual alcalde en funciones y candidato del Partido Socialista a la reelección en el cargo. Martín analiza la campaña electoral y las posibilidades de gobierno que se abren en Valdepeñas tras las elecciones de este 24 de mayo.

- ¿Qué balance haces de la campaña electoral?

Nosotros en esta campaña, como habrán podido ver los ciudadanos, no hemos entrado a contestar y no pocas provocaciones hemos tenido. Tampoco hemos entrado a hacer debates de última hora de “ahora porque se me ha caído la guinda, quiero debatir”. Nosotros hemos ido a donde nos han llamado y hemos ido a buscar a la gente. Hemos hecho una campaña para la gente y por la gente. Respeto absolutamente a quienes han decidido hacer otro tipo de estrategias, y respeto a las personas que han decidido dar el paso a presidir el Ayuntamiento de Valdepeñas. A partir de ahí, hemos hecho lo que creemos que va a pasar el día después, y es que el que salga, será el que la gente quiera votar y por lo tanto, hemos ido a hablar con la gente.

- ¿Se ha centrado en destacar lo hecho durante sus doce años de gobierno?

Yo no se si la campaña se ha centrado en eso. Es obvio que es una estrategia de marketing: primero mandamos quienes éramos y lo que hemos sido capaces de hacer y en la segunda semana mandamos lo que dijimos que queríamos hacer. Con una diferencia, que igual que en el primer paquete consolidábamos lo que hoy ya todos disfrutamos porque son infraestructuras hechas, en la segunda le hemos dicho a la gente que queremos hacer lo que la gente quiera que hagamos. El programa socialista de Valdepeñas es un programa de apuntes, porque es cierto que el PSOE tiene 170 afiliados, que son muchos ojos y muchas bocas, pero no son 33.000 valdepeñeros y valdepeñeras y por lo tanto, necesariamente a ellos se les deben ocurrir muchas más cosas de las que se nos pueden ocurrir a 170 personas.

El primer compromiso de nuestro programa es lo que consideramos que tenemos que ponernos como deberes, pero si en el devenir de la sociedad y las circunstancias, demandan infraestructuras, el hecho de que no estén apuntadas no quiere decir que no se vayan a hacer.

- ¿A dónde te dice tu experiencia en política que irá el voto de la gente que vota por primera vez en estas elecciones?

El voto es secreto, hasta el mío, pero puedo dar fe de que la gente en Valdepeñas es agradecida y tiene memoria. Aquí se puede utilizar lo del Evangelio, “por sus obras los reconoceréis” y es obvio que parte de la oposición, por no decir casi toda, en estos cuatro años los valdepeñeros habrán podido observar que han estado más obsesionados en ir contra Jesús, que en aportar ideas para el pueblo.

Cuando ha habido que hacer infraestructuras que pueden ser discutibles, como la Casa del Agua, puedo entender que la oposición diga que no hace falta, es respetable. El hecho y la verdad es que ahora hay 2.500 personas que disfrutan de esa instalación. Otra cosa es que tengamos una necesidad palmaria, que después de haber invertido 75 millones de euros en las infraestructuras de agua, después de haber cerrado el ciclo que inició hace 30 años un alcalde para el que todos los valdepeñeros tenemos un gran reconocimiento, incluso aquellos que no le votaron, y digo esto porque yo, siendo del PSOE, a Don Esteban, lo voté. El ciclo que el empezó con aquel pantano, se ha podido cerrar 30 años después, pero nos faltaba una última tubería. Y que toda la oposición vote en contra de la infraestructura en aras de que hay que pagarla es un argumento tan banal que en su obsesión por derribar a Jesús, no se han dado cuenta de que van contra los intereses de Valdepeñas. Yo no voy a ir nunca contra los intereses de Valdepeñas, es más, propuesta que venga, y algunas ha habido en estos cuatro años que figuraban en otros programas, las consideré buenas y las hemos incorporado.

- ¿Por qué decidiste no participar en el debate electoral?

Al debate de anoche no fui porque no quieren debatir conmigo. De acuerdo a la Ley Electoral, un medio de comunicación cerró unos debates y asintieron tener un debate uno a uno. Yo puedo debatir uno a uno, no cinco contra uno, porque yo tengo un minuto y medio para contestar a cinco personas que han dispuesto de un minuto y medio cada una. Sería un minuto contra diez, y eso no son las tablas del juego. La pregunta es ¿por qué teniendo un debate el señor Pena Fandiño -que por cierto, ha estado en la campaña electoral lo mismo que estos cuatro años como concejal, ausente- y el Partido Popular, no se han presentado? Quien aspira a gobernar este pueblo, lo mínimo  que puede hacer es tener las agallas de enfrentarse con el que hay, que es al que quiere derribar. Resulta que uno a uno ninguno quiere, tiene que ser todos contra mí; pues que debatan ellos que yo ya debato con los ciudadanos.

- ¿Crees que el domingo conseguirás la mayoría para gobernar?

Yo siempre aspiro a tener la mayoría, porque sin gobiernos fuertes, no puede haber pueblos con futuro; pero es obvio que en el nuevo lenguaje contemporáneo han nacido nuevas inquietudes y propuestas. Eso va a dividir el voto y si Valdepeñas decide dar la mayoría absoluta a una fuerza política para tener un gobierno fuerte, acataré esa mayoría, sea mía o no; y si deciden las urnas que dos o tres fuerzas tienen que hablar para gobernar, es lo que tenemos que hacer, esa es la democracia.

- Entonces, ¿estás abierto al pacto con todos?

Estoy abierto a lo que las urnas digan, es decir, yo lo que no me puedo permitir, ni creo que sea democrático, es la chulería que oí a un candidato como el de IU decir a través del señor Toledo, que nunca pactará conmigo. Pactar con Jesús Martín si tiene mas votos que ellos, es porque el pueblo lo quiere, y si te niegas a hablar con el que el pueblo quiere, mal representante del pueblo eres.

- ¿Te has planteado la posibilidad de volver a trabajar en la oposición?

Me he planteado todo. Yo he estado en la oposición. Quiero a mi pueblo, de eso he dado fe pública: he trabajado por mi pueblo y mi pueblo me ha recompensado gratamente, hasta excesivamente. Voy a estar donde mi pueblo me diga que tengo que estar. Estuve con otros compañeros alcaldes, estuve como jefe de la oposición y mañana estaré donde mi pueblo me diga que tengo que estar, esa es la grandeza de la democracia.

- ¿Cuál será la primera medida que tomes si gobiernas?

La misma que voy a tener mañana a las 9 de la mañana, trabajar por Valdepeñas, que es la misma que he tenido los últimos doce años y es la misma que tendré cuando deje de ser alcalde. A los pueblos hay que quererlos, porque malamente se puede gobernar un pueblo si no se le quiere, y para quererlo, hay que conocerlo.

Sonará a crítica, pero yo estoy muy decepcionado con el candidato nacional de Ciudadanos, Albert Rivera, porque me parece que ha venido a ofender a Valdepeñas. A Ciudadanos se les ha colado la lista, otras las han quitado del medio, pero aquí supongo que somos menos importantes que Majadahonda, lo cual también pasa a ser un poco insultante. Pero aquí se presenta un señor que no es de Valdepeñas, que no vive aquí y que no trabaja aquí, que se ha dado de alta recientemente en el censo y bajo el epígrafe de Albert Rivera, presenta una lista en la que va el su mujer, tres cuñadas, dos yernos y dos cabreados del PSOE y el resto no saben donde está Valdepeñas. Esto es como si yo aparezco mañana en una lista de Villanueva de Arousa, y ni siquiera se donde está, pues eso es lo que presenta Ciudadanos en Valdepeñas. Yo creo que una ciudad con dos mil años de historia, con el servicio que Valdepeñas ha hecho a España, merece un poco más de respeto por parte del señor presidente nacional de Rivera, pero hasta eso, es democracia.

- ¿Es el candidato con el que menos te agradaría compartir gobierno?

Yo voy a compartir con todos y voy a hacer lo que las urnas digan, y creo que van a decir que siga siendo alcalde.

- ¿Cuál es tu compromiso para Valdepeñas?

El que he tenido hasta ahora: vivo para Valdepeñas, trabajo para Valdepeñas, me acuesto en Valdepeñas, me levanto en Valdepeñas y cuando salgo de Valdepeñas, Valdepeñas viene conmigo. Estuve hace dos años, descansando cinco días en un país centroeuropeo que después dio mucho de sí con la factura del teléfono. Me llamó el presidente de la asociación de barrio de San Pedro a la una y media de la mañana y le cogí el teléfono, porque había una familia durmiendo al aire libre en plena nevada y desperté a la concejal de servicios sociales, y ésta a la de policía y ésta a Protección Civil. Recogimos a la familia y la alojamos en un hotel. Así que aun estando a dos mil kilómetros de Valdepeñas, estoy en Valdepeñas.

- ¿Por qué votar a tu candidatura?

No voy a ser tan pretencioso para decirles a los ciudadanos que agradezco por qué me tienen que votar, los ciudadanos ya saben por lo que tienen que votar. “Por sus obras los conoceréis”, y hay quien ha estado trabajando por Valdepeñas, hay quien ha estado trabajando solo para él y su mujer; hay quien no ha estado trabajando para nadie, porque se enfadaron con su partido; y hay quien está en Valdepeñas sólo cuando la televisión retransmitía los plenos.