REGIÓN

Leis resalta la importancia de las acciones que favorecen la inclusión social de menores que han infringido la Ley

La secretaria general de Asuntos Sociales y Voluntariado de la Junta de Castilla-La Mancha, Paloma Leis, ha subrayado hoy el firme compromiso del Gobierno regional con todas las acciones dirigidas a facilitar la orientación, adaptación e inclusión social de menores que por diferentes motivos han incurrido en algún tipo de falta o infracción.

 “Centramos nuestro esfuerzo en ofrecer todos los recursos, programas o talleres de recuperación necesarios para que tengan una segunda oportunidad”, ha resaltado Paloma Leis.

Estas manifestaciones las ha realizado Leis durante la inauguración del centro de menores de internamiento por medidas judiciales ‘La Noria’, en Guadalajara, acto al que ha asistido acompañada por la directora general de Familia, Menores y Protección Social, Silvia Valmaña.
Leis ha señalado que la apertura de este recurso obedece al compromiso de la Consejería de Sanidad y Asuntos Sociales de reabrir unas instalaciones de estas características en Guadalajara, después de que en 2012 se cerraran las únicas dependencias de este tipo que tenía la provincia.
 
La Consejería de Sanidad y Asuntos Sociales dispone de seis centros repartidos por las cinco provincias de la región con un total de 112 plazas para menores que han cometido algún tipo de falta o infracción. Cuatro de estos recursos son de régimen abierto y permanencia en fines de semana, uno en régimen de internamiento cerrado y semiabierto y por último uno de internamiento cerrado, semiabierto y terapéutico.

La adecuada atención a los menores y la prevención, prioridades del Gobierno Regional

Leis ha recordado que el Gobierno regional está haciendo importantes esfuerzos para la adecuada atención a los menores y sus familias. Además ha dado cuenta de la próxima firma de los convenios con las entidades que colaboran en la protección de los niños y adolescentes de Castilla La Mancha. Un bloque de convenios que supondrá una inversión de casi 12 millones de euros en el cuidado de los menores en situación de desamparo.

Para la atención a las familias que se encuentran en una situación normalizada, y en prevención de factores de riesgo que puedan afectar a sus miembros más vulnerables,  se proponen diferentes programas a desarrollar por entidades privadas o públicas.

En el año 2013 se van a destinar casi 2.200.000 euros en programas de Prevención e Intervención en Violencia Familiar, Puntos de Encuentro Familiar, Mediación en Ruptura de Pareja y Orientación e Intervención Familiar, Acción integral contra el abuso sexual de menores de Castilla–La Mancha, Centros de Día de Atención a la Familia y Adolescencia y Apoyo y Promoción de la convivencia familiar en la transición de los hijos y las hijas desde la preadolescencia a la adolescencia. En el año 2012 se beneficiaron de estos programas más de 5.000 familias y 2.500 menores.