REGIÓN

Lorenzo Robisco: “El podemita Page se preocupa de repartir los nuevos sillones pero no de pagar a los trabajadores del Plan de Empleo”

Robisco, en rueda de prensa- 190717 (Copiar)

El portavoz adjunto del Grupo Popular en las Cortes regionales, Lorenzo Robisco, denuncia que “el podemita Emiliano García- Page no paga a los ayuntamientos ni a los trabajadores del Plan de Empleo pero sí se preocupa de repartir los sillones del gobierno regional para tener contentos a los socialistas, a Podemos y, por supuesto, para garantizarse su supervivencia política a cualquier precio”.

Lorenzo Robisco subraya que Page ya tendría que haber pagado el 75 % de los contratos de los trabajadores del Plan de Empleo de este año “pero no lo ha hecho” y recuerda que hasta hace poco tiempo “también debía a los ayuntamientos dinero del Plan de Empleo de 2016”

El portavoz adjunto del Grupo Popular en las Cortes regionales advierte que Page está generando más incertidumbre que nunca entre los que crean empleo “y por eso las empresas se marchan a otras comunidades autónomas limítrofes” ya que tienen más incentivos para radicarse allí de los que encuentran en Castilla-La Mancha.

En este sentido Robisco ha destacado que, según los últimos datos conocidos, la creación de empresas en la región se sitúa entre las más bajas de España y ofrece un dato significativo: “Entre los meses de abril y junio de este año la creación de empresas en Castilla-La Mancha ha descendido un 26,1 % respecto al mismo periodo del año anterior”.

“A Page solo le preocupa el pacto de los sillones y cómo repartirse las lentejas con los socialistas y con Podemos y no le preocupa que las empresas se marchen a comunidades como Madrid donde la presión fiscal es menor que en Castilla-La Mancha”. Así, afirma, “los grandes perjudicados son los castellano-manchegos que están viendo cómo pierden oportunidades de empleo y crecimiento porque Page antepone su supervivencia”.

Por eso, no duda en afirmar que “Page está llevando a la deriva a Castilla-La Mancha, una región que es de oportunidades y con personas trabajadoras y emprendedoras que no merecen un presidente que quiere mantenerse en el sillón a cualquier precio, incluso metiendo en el gobierno a la extrema izquierda y a los populistas”.

Y concluye afirmando que “Castilla-La Mancha no se merece un presidente así, sino una persona que se preocupe del empleo, que ponga las bases para generar confianza en los inversores y atraer empresas, que aproveche al cien por cien el ambiente de credibilidad y confianza que está generando la economía española con una prima de riesgo que por primera vez en mucho tiempo se sitúa por debajo de los 100 puntos; una persona, en definitiva, que piense en los castellano-manchegos antes que en sí mismo y en repartir sillones con la extrema izquierda”