REGIÓN

Paloma Barredo: “La formación mejora la posibilidad de encontrar empleo"

La directora general de Formación para el Empleo de Castilla-La Mancha, Paloma Barredo, ha asegurado que “la formación mejora la posibilidad de encontrar empleo, por la adecuación de los trabajadores de la región a las necesidades del tejido empresarial”.

Tras la reunión con el director de la UNED en Albacete, Eduardo García Sánchez, para explorar las posibilidades de colaboración futura que en materia de formación para el empleo se pueden dar entre la Administración regional y la Universidad a Distancia, Barredo ha señalado que “el Gobierno de Castilla-La Mancha ha realizado un esfuerzo muy importante en mejorar la normativa y la gestión de la formación, para que los cursos sean realmente una puerta de entrada o de retorno al mundo laboral”.

Barredo ha recordado que para el Ejecutivo autonómico la formación gira en torno a varios ejes, como son el impulso de la innovación y el espíritu empresarial, en consonancia a la puesta en marcha y al desarrollo de la Ley de Emprendedores, Autónomos y Pymes; la asociación entre el mundo empresarial y la formación, incrementando el número de cursos que se acompañan de prácticas profesionales; el impulso de los certificados de profesionalidad, ya que “es importante que los trabajadores puedan acreditar la formación que tienen”; la potenciación de las competencias lingüísticas o la adecuación de oferta formativa a las competencias demandadas, favoreciendo la impartición de aquellas especialidades que se consideren prioritarias según el Observatorio Regional de Mercado.

Barredo también ha asegurado que “el Gobierno de Castilla-La Mancha está haciendo un gran esfuerzo por elevar el nivel de las cualificaciones básicas, sobre todo en los jóvenes, ya que la formación les facilita la inserción laboral”.

Plan de Acción para el Empleo Juvenil
La directora general de Formación ha destacado la importancia del Plan de Acción por el Empleo Juvenil que, en su opinión, “aporta oportunidades para los jóvenes de nuestra región”.

Este año, tal y como ha explicado la directora general, se ha apostado por los cursos “que llevan aparejado no sólo un compromiso de contratación del 60 por ciento, sino también los de menor porcentaje, para intentar aprovechar todas las posibilidades de contratación laboral en Castilla-La Mancha”.

Barredo ha afirmado que “garantizando una impartición de calidad, hemos apostado por la mayor vinculación con los procesos de acreditación”. De hecho, tal y como ha acreditado, el 90.4 por ciento de los cursos de formación están asociados a certificados de profesionalidad, y el 87 por ciento son acciones formativas con prácticas no laborales en empresas.

Por último, también se ha referido a la formación que favorece la competencia lingüística. En este sentido, ha informado de la aprobación de 52 cursos de idiomas (inglés, francés y alemán) para un total de 780 alumnos y, como novedad, se han aprobado también 8 cursos bilingües -para ser impartidos en inglés- de promoción turística, asistencia a la dirección y marketing y compra-venta internacional”.

En línea con las directrices de la Unión Europea, Castilla-La Mancha potenciará la teleformación con control y calidad para todas las especialidades y, concretamente, en los idiomas.