sábado. 15.06.2024

Desde la Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos de Castilla-La Mancha quieren incidir en la necesidad de reivindicar el día 22 de marzo como día mundial del Agua. Una reivindicación que la UPA CLM ha conseguido llevar a lo más alto del debate social de la región debido no solo a la necesidad que supone para regantes, agricultores y ganaderos, sino porque se trata de un bien en sí mismo.

El Agua en Castilla-La Mancha, según la UPA ha pasado de ser una referencia a convertirse en un problema y una moneda de cambio; de ahí que recuerden la importancia del día 22 de marzo. De hecho, las Naciones Unidas recuerdan que, aunque hay muchos Días Internacionales y podrían perder el sentido de la reivindicación en sí mismo, no es así y la organización agraria coincide con Naciones Unidas: es necesaria la reivindicación y UPA lo sabe porque gracias a las manifestaciones, a las jornadas donde se ha explicado a los regantes el momento que atraviesa la región y las políticas hidrológicas que mantiene el Gobierno Central, el debate ha ido alcanzando cotas superiores hasta llegar al nivel político y social.

La Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos de Castilla-La Mancha lleva años reivindicando la necesidad de esta gestión eficiente y que no haya dos raseros para medir con esta región en beneficio de otras. Disponer o no disponer de posibilidad de riego aboca  a los regantes al secano; porque el agua es riqueza para la región y su uso eficiente provocaría que los pueblos en Castilla-La Mancha tuvieran opciones de futuro.

La celebración del Día Internacional del Agua de 2018 se centra, tal y como explican desde las Naciones Unidas, en explorar cómo la naturaleza puede ayudarnos a superar los desafíos que plantea el agua en el siglo XXI. Problemas medioambientales, cambio climático, entre otras cuestiones provocan las crisis asociadas a los recursos hídricos ante los cuales se deben tomar medidas consensuadas y encaminadas al beneficio común. Desde UPA CLM recuerdan, como vienen haciendo desde hace tiempo que el problema del agua no es solo la gestión inadecuada y su mal uso sino que esta mala gestión puede agravar las épocas de sequía, el riesgo de inundaciones, las restricciones  que no solo afectan a agricultores y ganaderos sino al conjunto de la sociedad.

Desde la Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos de Castilla-La Mancha se ha denunciado la gestión hídrica ineficaz y contraria a los intereses de la región y en un día de reivindicación como el día del Agua es más necesario que nunca alzar la voz en nombre de los regantes, en nombre de miles de agricultores y ganaderos que no disponen de las mismas posibilidades de acceso al agua que en otras partes de España.

UPA CLM reclama una gestión justa y adecuada en el día mundial del Agua